sábado, marzo 29, 2008

El lunes doy teórico en Luján

A los estudiantes:
Les aviso que el lunes 31 pienso dar el teórico en Luján al mismo tiempo que advierto mi total adhesión a los motivos de la huelga levantados por CONADU: reincorporación de los dirigentes despedidos en UNLaR, media canasta familiar para el cargo testigo inicial ($2.000 de básico), plena vigencia del nomenclador del año ´87, pago a todos los docentes ad-honorem, jubilación móvil, mejores condiciones de higiene y seguridad, rechazo a los aumentos en cuotas y a cualquier tipo de adicionales "en negro", capacitación docente gratuita, carrera docente y estabilidad laboral, etc.
Comencé a trabajar como maestro de grado a los 18 años, a escasos dos años de la sanción del Estatuto del Docente (Ley 14473/58), que establecía que todos los 1º de mayo, el Poder Ejecutivo actualizaría nuestros salarios de acuerdo a cómo hubiera aumentado el costo de vida, es decir, se aplicaba el concepto de salario vital, mínimo y móvil.
Pues bien, ese mismo año me inicié en la primera huelga para conseguir que el gobierno de Arturo Frondizi, el mismo bajo el cual se aprobara el Estatuto, lo cumpliera.
Desde allí hasta acá pasaron 43 años y jamás obtuve un aumento sin realizar un paro o sin amenazar con un paro, con cualquiera de los gobiernos de turno.
Nunca la Sociedad Rural se solidarizó conmigo.
Tampoco sacó comunicado alguno apoyando a la Unión de Maestros Primarios, al CUDAG, a Ctera, etc.
Por eso adhiero al paro docente pero me diferencio de un paro agropecuario encabezado por aquellos sectores que en esos 43 años apoyaron los golpes de Estado y los gobiernos dictatoriales.
En resumen, para evitar confusiones, el lunes doy clases, adhiero al paro docente pero no al de la Sociedad Rural.
Rubén Cucuzza


2 comentarios:

  1. Profesor, me parece excelente hacer la distincion entre estos planteos que se confunden..
    Esta claro que mas alla de la opinion personal que merezca a cada uno el problema con el campo, al que algunos consideramos un boicot, pueda mencionar las consignas de la pelea por la condicion docente.
    Quienes tenemos contacto con un docente, de cualquier area sabemos que su lucha no es solo salarial, si no que contiene otros tantos reclamos, por una dignificacion de la tarea educativa en general. Con mejores condiciones para los trabajadores docentes, y alumnos.
    Es decir, me parece importante recalcar, que la lucha docente no es una lucha de intereses corporativos, si no que nos tiene a todos los miembros de este ambito inmersos, querramos o no.
    Por lo tanto, me parece importante darse un espacio o un tiempo en la universidad para poder discutir de estas cosas... Y articular los distintos reclamos, para que no sean fragmentarios, sectoriales, ni queden en lo anonimo.

    ResponderEliminar

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.